Un total de 19.700 toneladas de arroz navegan aguas abajo del río Paraná, tras cruzar por la esclusa de navegación, de la Central Hidroeléctrica Yacyretá.


 El cargamento estaba a bordo del remolcador NORA E, de bandera paraguaya, con 12 barcazas procedentes del puerto de Encarnación.


La EBY realiza el continuo monitoreo de las condiciones hidrológicas y, en contacto con los armadores fluviales del sector privado, coordina el paso de los productos paraguayos a través de la esclusa de navegación.

Esta maniobra se realiza sin costo para las embarcaciones y cumpliendo el tratado de Yacyretá en lo concerniente a cuidar la navegabilidad del río Paraná.

Cabe resaltar que la esclusa tiene una importancia crucial para el comercio exterior de nuestro país, en el que la mayoría de la producción a mercados de ultramar se realiza mediante la navegación fluvial.

El paso, el único con el que cuenta el Paraguay, fue también de gran utilidad durante los últimos años de sequía, posibilitando el desplazamiento de granos (fundamentalmente de soja) a puertos del Río de la Plata.